Blanca Esteban. Seguridad Alimentaria (Asociación de Celíacos y Sensibles al Gluten).

En los últimos años ha aumentado notablemente el número de establecimientos que ha comenzado a ofrecer opciones sin gluten. Esto se ha visto propiciado, en gran medida, por el gran número de personas que actualmente siguen la dieta sin gluten por diversos motivos, ya que no todos sus seguidores son celíacos. De hecho, hay muchas personas que la siguen pensando, erróneamente, que es más sano comer sin gluten o que al eliminar el gluten, van a mejorar sus digestiones… Por lo que comienzan la dieta sin gluten sin ningún diagnóstico médico.

Aprovechando este “boom” algunos establecimientos comienzan a ofertar opciones sin gluten, en algunos casos con el objetivo de captar más clientes, y en otros de dar un mejor servicio. El problema es que en muchos casos estas opciones no son seguras, ya que piensan que con incluir en la carta algunos productos sin gluten como pan y cerveza sin gluten ya está todo hecho, sin embargo no son capaces de garantizar la ausencia de contaminación cruzada en la elaboración de los platos que ofrecen.

De hecho, algunos establecimientos incluyen platos sin gluten en la carta y al final de esta añaden una leyenda en la que indican “no podemos garantizar la ausencia de trazas de gluten”. Esto no tiene sentido, si un establecimiento no puede garantizar la ausencia de trazas de gluten, no debe ofrecer opciones sin gluten. Los celíacos tienen que seguir una dieta sin gluten de por vida, por prescripción médica, no es por capricho, y esto implica también no consumir productos que puedan contener trazas de gluten.

Ante estas situaciones debemos ser cuidadosos a la hora de elegir un restaurante para ir a comer.

Los restaurantes que tienen nuestro sello han pasado por un proceso por el que formamos a su personal presencialmente, revisamos las cocinas y las fichas técnicas de los ingredientes que utilizan, les ayudamos a adaptar las cartas y les explicamos cómo manipular los alimentos para poder evitar la contaminación cruzada. No obstante, no vamos a tener siempre cerca un restaurante asesorado por la Asociación, por lo que en muchas circunstancias tendremos la necesidad de ir a comer al restaurante más cercano. El hecho de que no anuncien una opción sin gluten en su carta no quiere decir que no podamos comer en el mismo, ya que en la mayoría de los establecimientos serán capaces de elaborar algo sin gluten si les damos unas pautas sencillas.

Por este motivo, la Asociación acaba de lanzar la campaña ‘Por una opción sin gluten segura’, cuyo objetivo es dar unas recomendaciones sencillas, tales como limpiar la superficie de trabajo, utilizar una tabla y utensilios limpios, evitar productos procesados como salsas o caldos preparados, utilizar siempre aceite limpio, tener precaución con las especias y condimentos molidos o no utilizar saleros de mano; para que cualquier restaurante sea capaz de preparar alguna opción para el cliente celíaco y de esta forma normalizar la vida social del colectivo celíaco.